Blog

¿QUÉ DEBO HACER SI ME HAN ROBADO EL MÓVIL?

Es un miedo con el que vivimos continuamente y puede ocurrir: que nos roben el móvil. Puedes asegurar tu teléfono si lo compras en iBanana pero si no lo has hecho y ocurre la tragedia y te roban el móvil, puedes seguir una serie de trucos y consejos que harán que el momento sea menos trágico de lo que esperábamos.

Como te decimos, puedes proteger tu teléfono para que no ocurra y que no te roben el teléfono. No es algo que podamos controlar pero evita llevarlo siempre contigo, no dejarlo a la vista en bares o restaurantes o proteger el propio teléfono en sí con contraseñas, por ejemplo. Algo que tienes que tener en cuenta como prevención es apuntar el número IMEI de tu móvil porque te lo pedirán cuando denuncies el robo. También es importante que actives la opción ‘Encontrar mi dispositivo’ desde Ajustes de Android en Ajustes > Aplicaciones > Acceso especial > Administradores de dispositivos.

También es fundamental que hagas copias de seguridad de tus fotografías o contactos. Puedes hacerlas en la nube y las tendrás pase lo que pase. ¿Y si te lo roban? Sigue los pasos que te indicamos a continuación.

ENCUENTRA MI DISPOSITIVO

Si has preparado tu teléfono móvil, podrás encontrarlo a través de esta herramienta de Google. Busca en Google ‘Encontrar mi dispositivo’ y podrás hacer que el teléfono suene para encontrarlo si lo has perdido. Esto te servirá si lo has perdido por casa pero no es aconsejable que llames o trates de recuperarlo si te lo han robado pero podrás saber dónde está e incluso bloquear el dispositivo o borrar el contenido de forma remota desde este servicio.

ANULA LA SIM

Ponte en contacto con tu operadora y pide una anulación de la tarjeta SIM de tu teléfono para que el ladrón no pueda utilizar tu móvil y que luego la factura te cueste mucho dinero a final de mes. Anula la tarjeta SIM y pide un duplicado para seguir haciendo llamadas con tu número de teléfono actual sin problema.

CAMBIA TUS CONTRASEÑAS

Algo que debes hacer cuanto es cambiar todas las contraseñas de tus redes sociales o tus aplicaciones si las tenías instaladas en tu móvil, también de tiendas. Cambia contraseñas de Facebook, Instagram, de Telegram y de todos los servicios que tuvieras activado en el móvil. En muchos casos también te permiten cerrar sesión en todos los dispositivos en los que esté abierta y así no podrán acceder a tus datos. Hazlo cuanto antes.

Denuncia

Y, por supuesto, denuncia. Cuando te quede claro que ya tu móvil ha sido robado y no lo tienes en ninguna parte, tendrás que denunciar en la policía. Bloquea toda la información como te hemos dicho en el paso uno y también ponte en contacto con tu compañía telefónica, indica el IMEI y pide que bloqueen el teléfono móvil robado. Para pedir esto necesitarás antes la denuncia en la policía para hacerlo.

Comentar esta notícia