Blog

¿Por qué todos los adolescentes se están creando un perfil secreto en Instagram?

Cuando se abrieron su primera cuenta de Instagram tenían 12 años y no tenían nada que esconder. Pero con 15 ya no puedes permitir que tu madre se entere por la hija de la vecina de que te has echado tu primer novio.

Llegaron a las redes sociales cuando no tenían edad legal para formar parte de ellas. Tenían que mentir en su fecha de cumpleaños y querían tener cuantos más followers, mejor. Así que aceptaban a cualquiera: desde sus compañeros de clase hasta sus primos de Pontevedra, pasando por otros tantos perfiles como los suyos, que solo querían acumular followers a toda costa y se encontraban los unos a los otros gracias al follow x follow.

Durante un tiempo su éxito en Instagram se midió en los likes que recibían en cada foto. Sabían que los famosos tenían muchos y ellos no iban a ser menos, así que juraban lealtad a la regla no escrita del “conmigo tienes el like asegurado… porque sé que tú también me vas a dar like a mí” y se eran fieles los unos a los otros.
sdsd22
Pero, un día, se dieron cuenta: ¿dónde estaba la gracia de todo esto? Sí, tú tenías muchos followers, muchos likes, pero los demás también. Y lo peor de todo: tenías a demasiada familia o amigos muy lejanos en tus redes sociales, actualizándose con cada uno de tus movimientos y enterándose de cada una de tus coñitas privadas con tus amigos.
Ya era demasiado tarde para darle la vuelta a esa tortilla y solo un milagro podía salvarlos. Pero el milagro llegó: de repente Instagram permitió tener varias cuentas a la vez, y se lo puso en bandeja a todos aquellos que se habían quedado atrapados en su único perfil. Con un par de clicks podían abrirse una nueva cuenta y esta vez no le iban a pedir el follow a todo bicho viviente. Esta nueva cuenta sería privada y secreta en la mayoría de los casos. Solo los más exclusivos tendrían acceso a ella. ¿Qué más dan los likes cuando no puedes subir aquellas fotos que de verdad quieres subir, cuando no puedes mostrarte como en realidad eres, cuando ni de coña vas a permitir que tu madre se entere de que te has echado un novio, vives un romance de lo más cursi y ya te han tocado una teta?
da2asd
De repente todos los adolescentes se volvieron Batman y aprendieron a llevar una doble vida, una real y otra más real todavía, actualizando su cuenta Bruce Wayne de vez en cuando para no levantar sospechas, con las fotos que la sociedad espera de ti, mientras suben stories y fotos más personales en su cuenta de Batman.
df34sd34
Y todavía se creen que han descubierto América. Que han logrado engañarnos a todos con su increíble pericia y que nunca antes se le había ocurrido a nadie crearse un perfil secundario en ninguna otra red social con fines más o menos cercanos a la legalidad.
Es verdad que los adolescentes utilizan su perfil secreto para seguir siendo ellos mismos, pero vamos, yo viví el auge de las cuentas fake y de las cuentas anónimas que eran creadas con el único fin de insultar a otras personas, así que no pretendas creerte más listo porque sabes pasar desapercibido porque ya lo dijo Chenoa, que cuando tú vas yo vengo de allí.
cdqw34e3
De hecho, tener varias cuentas en la misma red social me parece lo más normal del mundo. Lo raro sería tener solamente una y ser capaz de asimilar en un mismo grupo a todos tus grupos de amigos, tus compañeros de trabajo, tu familia y tus gustos y aficiones. O tu negocio, otra de las razones por las cuales la gente tiende a multiplicar sus cuentas.

Es que se me ocurren miles de motivos para crearte una nueva cuenta:
– Porque mi familia sigue pensando que no bebo y me corro unas fiestas que no puedo evitar subir stories borracha y no quiero matar a mi madre de un disgusto.
– Porque soy una persona loca por los smoothies y quiero mostrarle al mundo todas las combinaciones posibles que se me ocurren pero no quiero aburrir a mis amigos, que, por cierto, ya me han amenazado de muerte y esa fue la principal causa de que me abriera esta cuenta tan healthy.
qws23ewe
– Porque tengo gustos sexuales un poco diferentes y quiero encontrar a gente que los comparta.
– Porque quiero hablar mal de mi jefe y contar todas las movidas que ocurren en mi trabajo porque echo tantas horas en la oficina que es que no tengo vida más allá de estas cuatro paredes y necesito desahogarme de alguna manera.
– Porque creo que mi perro es lo más gracioso que existe en el mundo y doy por hecho que el resto de la gente se va a partir de risa con las fotos que le hago.
k56gfd
– Porque acabo de conocer a una persona y no puedo evitar stakearla pero no quiero morirme del infarto si se me escapa un like en una foto suya de 2014.
– Porque sigo pensando que es muy gracioso hacerse un perfil parodia de Mariano Rajoy.
– Porque estoy a dieta y creo que subiendo la comida que me tomo cada día a mi nueva cuenta de Instagram adelgazaré más rápido.
j45sd

Nos sobran los motivos para multiplicarnos en las redes sociales.

Comentar esta notícia